IMG_1052

Perfume de Mujer

Un mar de proyectos tiene ocupadas a las socias del Estudio Zunino + Grillo. “Estamos trabajando en desarrollos muy variados en Miami, Uruguay, Buenos Aires y otras ciudades del interior. La mayor parte son obras residenciales, pero también estamos embarcadas en proyectos comerciales que nos tienen muy entusiasmadas”, cuenta María Zunino. En este caso se trata de comprender los detalles de la reforma de un piso ubicado en la Isla, detrás de la Biblioteca Nacional “sin dudas, un pedacito de París en Buenos Aires”, como ella define. Queda en un edificio con características sólidas y de decidido estilo francés. Hasta ahí llegaron María y Geraldine para reunirse con su clienta, “una mujer joven apasionada por la lectura y la moda, madre de dos niños que, en el inicio de una nueva etapa de su vida, sabía lo que quería”. Las premisas: “Teníamos que lograr un hogar muy femenino y con un gran espacio destinado a los chicos que integrase el momento del juego, del estudio y de dormir”. Así, dueña de casa y profesionales armaron “un equipo de trabajo maravilloso: tres personas pensando el espacio, ya que la clienta participó activamente poniendo mucho énfasis en sus deseos”. Aunque el departamento estaba en perfecto estado, se pusieron manos a la obra para adaptarlo a las nuevas necesidades y plantear otra distribución. “El uso del color y el modo de aplicarlo fue un recurso importante porque al elegir tonos oscuros y pintar la caja completa, aportamos modernidad y a la vez elegancia y personalidad”. La comunión femenina fue clave para lograr una estética armoniosa, potente y afín a la personalidad de la propietaria.

En el living, sillón de Antonio Citterio, bar de Perkul Yoma, obra de Amaya Bouquet, colección de libros de la editorial Assouline.

En el comedor, mesa y sillas de Paola Navone para Gervasoni, bandejas de mármol y cobre de Perkul Yoma, candelabros Seletti y lámpara Grisin. En la pared se generaron zócalos donde apoyar las colecciones de platos y libros.